[vc_row][vc_column][vc_video link=”https://youtu.be/N-OgcSqBTHw”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=”1/2″][vc_column_text]

DEPRESIÓN POSPARTO

[/vc_column_text][vc_column_text]

Melancolía, tristeza…

[/vc_column_text][vc_column_text]

¿TE ESTÁ PASANDO A TI?

[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/2″][vc_single_image image=”1675″ img_size=”full” alignment=”center”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_row_inner][vc_column_inner][vc_column_text]

Escríbenos o Llámanos y con gusto te atenderemos   +57 3167598999

[/vc_column_text][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]Los cambios físicos y emocionales que de manera natural se dan después del parto generan desorden emocional, y dificultan en la capacidad de adaptarse a la realidad.

El ser humano puede ser el más dependiente de la naturaleza al nacer, no puede caminar ni alimentarse por sí mismo, hasta pasados unos años y requiere una cantidad de cuidados muy especiales, casi todos brindados por la madre.

Pero la sabia naturaleza aparece con una sustancia llamada oxitocina que ayuda al cerebro de la madre a fijar su atención en el bebé, quien pasa a ser el centro de su mundo, provocando también en la mayoría de los casos, que ella se pierde en esta nueva realidad, pero, llega el momento en que ¨recuerda¨ que otras cosas también hacen parte de su vida, otras relaciones, otros gustos, su trabajo, su vida espiritual, su vida intelectual, su apariencia física, recuerda también que para ella es o era importante comer, dormir, hacer ejercicio, preocuparse por su salud, su bienestar y su belleza.[/vc_column_text][vc_column_text]

Encuentra aquí la entrevista completa con la psicóloga Clara Isabel Vélez, experta en depresión postparto, y que en un momento de su vida fue paciente de esta enfermedad.

http://www.elcolombiano.com/redes-sociales/datos-sobre-la-depresion-postparto-XX6880154

[/vc_column_text][vc_single_image image=”1873″ img_size=”full”][vc_column_text]Esta descripción es en resumen el conflicto interno que experimenta la madre en el posparto, sumado a la creencia cultural que todo esto se hace y ocurre por el bien del bebé. Y llevándolo a ese extremo, nos equivocamos, porque cuando la madre trabaja por ella misma, por cuidarse, por mantener su estima, su imagen y su identidad, abre la posibilidad para que su hijo haga lo mismo, para construirse, para reconocerse y generar su propio equilibrio.

Si las mujeres nos diéramos la oportunidad de prepararnos para el postparto, de comprender el proceso natural de este, si supiéramos que para la mayoría es igual de complejo, si supiéramos que bajo estas condiciones la ambivalencia emocional que vivimos es normal y no debería causar vergüenza, nos sentiríamos menos solas, menos estigmatizadas e incluso, es posible que tuviéramos menos casos de depresión postparto.

Cuando las mujeres generamos lazos de apoyo de fraternidad, es sabido que protegemos y mejoramos nuestra salud mental.[/vc_column_text][vc_column_text]

Debes saber que:

1. No eres la única, se sabe que cada 6 de 10 mujeres sufren depresión posparto.

2. No estás sola. Tu familia, tú grupo social, el equipo médico y los profesionales de la salud estamos dispuestos a acompañarte.

3. El posparto no es una foto perfecta, es un ir y venir de emociones, hechos y pensamientos.

4. Tu emoción actual no tiene que ver con el amor que le tengas a tu hijo.

5. Es solo una etapa, te aseguro que todo va a estar bien.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja una respuesta